Le decían el "Messi coreano" y ahora quedó libre sin club

Desde que Leo Messi irrumpió en la escena del fútbol mundial, centenares de niños fueron apodados como "el nuevo Messi" por el incipiente talento mostrado desde niños.

Algunos han llegado a cumplir con una correcta carrera; mientras que otros no han corrido con la misma suerte y ese es el caso del "Messi coreano" llamado Lee Seung-Woo.

Este joven había sorprendido en La Masía con su talento y generó expectativas por lo mostrado en el club. No obstante, una sanción al Barcelona por irregularidades en su fichaje hizo que su crecimiento se truncará y no pudiera jugar con la camiseta blaugrana hasta cumplir los 18 años.

El 6 de enero de 2016 llegó está posibilidad y en marzo de aquel año debutó con el Barcelona B. Pero su nivel había comenzado a decrecer y perdió terreno.

Finalmente, fue fichado por el Hellas Verona donde no se destacó y terminó descendiendo a la Serie B.

Si bien no había mostrado su mejor rendimiento, la Selección de Corea del Sur lo convocó para jugar la Copa del Mundo de Rusia 2018. En aquel torneo jugó dos partidos en fase de grupos: frente a México y Suecia.

En la temporada 2019/20 arribó al Sint-Truidense de Bélgica y este equipo lo cedió al Portimonense de Portugal.

Pero nunca pudo repuntar. Este martes, tras dos temporadas en las que solo disputó 17 partidos y convirtió dos goles, a Lee Seung-Woo le rescindieron su contrato y quedó en libertad de acción con 23 años.

Ver también: La estrella del Napoli no juega hasta 2022 por romperse la cara