Astros y Mets ganan en la carrera de exploración por diamantes dominicanos

Publicaste.com:
La que ha sido planificada como la temporada más corta de las Grandes Ligas, cuyo final hoy nadie lo garantiza, no completa su primera semana, pero ha sido tiempo suficiente para que los dominicanos muestren los primeros músculos, pendiente de soltar la artillería pesada de jonrones.
En las primeras seis fechas del curso fueron llamados nueve dominicanos a tomarse el primer café del Big Show, incluyendo la marca de cinco debutantes en una fecha. Un dato impresionante si se toma en cuenta que en todo 2019 llegaron 25 con calendario normal de 162 partidos.
Ya son 792 los quisqueyanos que han pisado el máximo nivel del béisbol, un ritmo que se aceleró las últimas dos décadas.
El jueves se estrenó el relevista derecho sancristobalense Dany Jiménez (Gigantes), el viernes llegaron el jardinero nacido en New Jersey José Marmolejos (Marineros), el relevista villamellense Yohan Ramírez (Marineros), el guardabosque tenarense Leody Taveras (Rangers), el pitcher capitaleño Ramón Rosso (Filis) y el samanense Enoli Paredes (Astros).
El sábado fue el turno para el torpedero santiaguense Santiago Espinal (Blue Jays) y el lanzador capitaleño Cristian Javier (Astros) y el martes lo hizo Rony García (Tigers) abriendo un partido que no tenía previsto.
Que la temporada haya comenzado con rosters de 30 jugadores en lugar de 26 ayuda. Pero a diferencia de los otros años, esta vez no hay 8,000 jugadores en ligas menores, puesto que el número se reduce a 1,800 entre los activos y las reservas de 60 por club.
En los 10 años comprendidos entre 2010 y 2019 toparon las Ligas Mayores un total de 276 duartianos para mantener el ritmo alcista desde que llegaron Osvaldo Virgil y Felipe Rojas Alou en los 50’s. En los 60’s fueron 22, subieron a 38 en los 70’s, pasaron a 64 en los 80’s, se dispararon hasta 159 en los 90’s y crecieron hasta 215 en la primera del siglo actual.
Que los Astros tengan a dos de los jugadores llamados en esta primera semana no debe sorprender. En la última década fue el conjunto que más dominicanos llamó desde sus fincas a las Grandes Ligas con 19, si bien de esos 276 que llegaron en el trayecto los texanos solo firmaron 12, de acuerdo a Baseball-Reference.
Jonathan Villar y Domingo Santana firmaron originalmente con los Filis y subieron con los Astros, Jimmy Paredes fue fichado por los Yankees y Francis Martes es producto de los Marlins. En cambio, Teoscar Hernández fue fichado, desarrollado y subido por ese club el decenio pasado.
A Houston le siguieron en llamadas al Gran Circo los Yankees (14), Mets, Nationals, Rangers, Rojos y Tigers con 13 cada uno, seguidos de Cardenales (12) y Cachorros (11). En la cola llegaron Rays, Medias Rojas y Marineros con cinco.
Sin embargo, el más efectivo identificando talento que subió a MLB en los últimos 10 años fueron los Mets con 16 hombres, entre ellos Amed Rosario, Hansel Robles, Juan Lagares, Jeurys Familia y Pedro Beato.
Los de Queens fueron seguidos por los Mulos del Bronx, que colocaron 14, una lista que incluye a Gary Sánchez, Luis Severino y Miguel Andújar, y los Medias Rojas con igual número, entre ellos Rafael Devers, Raúl Alcántara y Yamaico Navarro.
Otros clubes exitosos en el reclutamiento que alcanzó la MLB fueron; Filis, Nacionales, Astros y Cachorros con 12, cada uno, Gigantes y Rangers (11), Toronto, Dodgers, Marineros, Marlins, Padres, Rojos, Rockies y Tigers (10).
Solo en el reclutamiento 4,514 jóvenes dominicanos los equipos invirtieron la década pasada US$505,273,661.

Más Noticias